Archivo mensual: agosto 2013

Somos dueños de nuestro futuro, solo hace falta que creamos en ello

Leía un artículo de Inés Temple en El Comercio, se llama “Cada quien escoge que soñar”. Comienza con la experiencia del entrenador del equipo olímpico de esgrima de EEUU, que indica que cada deportista llega hasta donde él piensa que llegará. Solo obtendrán la medalla de oro aquellos que piensen en ella y luchen por conseguirla, los que por distintos motivos no la tengan entre sus anhelos nunca la tendrán. Así de sencillo.

El artículo culmina dando una lección de liderazgo a nuestros líderes gubernamentales. No decretemos que se nos viene la crisis y que serán tiempos difíciles. Serán tan difíciles como ellos quieren que sea, ellos son los líderes escogidos por la mayoría de peruanos y tienen gran influencia sobre esa gran mayoría y su liderazgo para hacer las cosas diferentes y evitar aquella crisis que se viene, será esencial para nuestro Perú.

A sacudirse ese pesimismo y pensar que hace cada uno para sacar adelante su empleo, su negocio, su familia, su entorno y nuestro país. A producir y no inducir a tiempos que nadie quiere que llegue.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Liderazgo

Teoría del Refuerzo

El reconocimiento es fundamental en la tarea motivacional del personal de RRHH. Actualmente, se ha producido una revolución en la forma de estimular el trabajo de los colaboradores. En qué consiste esta revolución? Durante muchos años los programas de reconocimientos eran centralizados por programas formales,  poco frecuentes, y se generaban mayormente para los departamentos comerciales y ventas.

En la actualidad, se realizan planes específicos según las necesidades de los colaboradores,  mediante programas informales, espontáneos y divertidos que permitan cumplir el objetivo:  motivar al talento humano de la organización.

Para esto se han desarrollado programas de reconocimiento frecuentes, en los que se aclaran los puntos evaluados para esos incentivos, además existen varias opciones a las  cuales los empleados pueden acceder.  Sin embargo, existen parámetros que deben seguirse para que el reconocimientos sea efectivo:

  • Circunstancia: tiene relación entre la conducta deseada y el reconocimiento.
  • Inmediatez-planificación: posponerlo puede ser contraproducente. Eventos especiales son adecuados: cena navideña, etc.
  • Frecuencia: al inicio suele ser poco frecuente, luego se suelen planificar eventos mensuales y trimestrales;  lo ideal es general una cultura de reconocimiento, lo cual se logra con práctica diaria.
  • Ceremonial: el informal es más cotidiano, el formal suele ser muy recordado, sin embargo los dos suelen ver efectivos.
  • Marco y contexto:   las personas valoran más el reconocimiento realizado  personalmente,  y en forma de elogios formales (no solo espontáneas palabras de agradecimiento)
  • Valor que le da el destinatario: cada uno valora algo diferente (mejores herramientas de trabajo vs almuerzo con la gerencia; tangible (trofeo), intangible (ceremonia)
  • Importancia de quien lo otorga:  el reconocimiento de directivos es muy valorado. Si es personal, es mejor que lo haga quien tiene relación más estrecha. Si es público, el “gran jefe” puede ser una mejor opción.

Deja un comentario

Archivado bajo Psicología organizacional, Recursos Humanos